Retrato de una mujer sin sombrilla.

Para ti,mujer.


 
Tu deseo contenido,
el sufrido lamento,
los versos atorados,
y el amor que urge en las venas.

Tu persistente desvelo,
la rabia por las rutinas,
tu café, tu cigarrillo en la noche,
tu mirada entristecida,
tu ánimo exaltado,
y la petición urgente
que grita dentro.

La necesidad imperiosa
y lo que nunca dices.
Tus besos posesos,
y las despedidas recientes.
Los olvidos racionales,
y la buena  memoria del corazón...

Tus silencios; claro mensajero
para quien sepa oír...



La caricia que nunca llegó.
Tu fiesta, tu pequeña alegría,
en la sangre que dejas en la tierra.

Tus retoños tan lejos...
cuánta añoranza día a día!.
Y tu pupila marca la nostalgias.
Tus lágrimas como aguaceros,
todos de una sola vez
cayendo sobre esta tierra árida y enardecida.

Tu funesta impaciencia, tu dolor,
tu frustrante carencia.
La palabra que quiere ser verbo,
y es agonía cuando no llega.

Tu misión futura,
anhelada y esperada
que sembrará la tierra baldía.

Tus lecciones infantiles
estudiadas a media luz,
para no molestar.
Para no estorbar ...

Tu desilusión en lo que esperas
(y buscas),
y no encuentras.


Qué es lo que no harías?,
-me pregunto-
y no puedo responderme,
porque ya caminos has hecho,
con pies desnudos
en tierra de abrojos.

De lo hecho o no hecho,
de lo resuelto o no,
de los equívocos y aciertos,
ya la vida misma te dirá.




© Maritza Álvarez Vargas

Posted on 8:07 by Maritza and filed under | 4 Comments »

4 comentarios:

Luís Coelho dijo... @ 1 de mayo de 2012, 22:37

A mulher e o que sobra a ela colado nos seus sonhos,encantos e desilusões
Mar de magoas mal curadas noites frias de recordações.

Caminhadas e culpas perdidas sem culpados.
Noites e agonias frias de ilusão.

tecla dijo... @ 6 de mayo de 2012, 13:22

Precioso poema. Me ha conmovido profundamente.

DEMOFILA dijo... @ 18 de mayo de 2012, 8:22

Me ha llegado al corazón, bonito poema, las mujeres que sufren y que lloran, las despojadas de todo, las que trabajan la tierra, esas que lo dan todo y no piden nada a cambio, las que dan todo por los hijos y luego tampoco reciben nada por ello, todas esas mujeres son heroinas que se esconden entre el tumulto del universo, que nadie conoce, pero que son más heroinas que los que salen en todos los medios de comunicación, que no han hecho ni la mitad de lo que ellas hacen y no se merecen nada de lo que se merecen ellas y no lo reciben, por ser unas desconociddas a pesar de lo que sufren durante toda su vida.
Gracías por compartir tan maravillosa, veridica y emotiva entrada.
Un abrazo con todo mi corazón

shantal dijo... @ 24 de mayo de 2012, 4:03

Es un poema que llega al alma.Esa mujer que lo da todo si recibir nada solo malos tratos,llega el momento que no sabe que hacer para salir de ese mundo que no quiere pero tampoco conoce otro y esta cansada de luchar.Gracias por compartirlo,saludos

Publicar un comentario