Dos años de "Cien Autor@s Contra El Maltrato"


El tres de diciembre del 2008, subí el primer artículo a Cien Autor@s Contra El Maltrato ; desde entonces, sólo aquí en España, casi ciento cincuenta mujeres han perdido la vida a manos de sus parejas o ex parejas. Es difícil sacar conclusiones, cada una de esas muertes tienen tras de sí su propia historia, distintos escenarios, visibles o invisibles desencadenantes.
Tal vez lo más evidente sea resaltar que las políticas legislativas, los mecanismos de alertas y seguridad están fallando. Esto hace que debamos enfocar nuestra mirada, nuestro esfuerzo, a otras áreas distintas, íntimamente relacionadas con la educación y la detección (tantas veces insuficiente en el tiempo). Educar en los valores de igualdad, en la simetría de nuestros sexos, desde el minuto cero de la existencia, lo considero indispensable para atajar esta lacra que se reproduce en cualquier ámbito socio cultural y económico.
Estamos cansados de escuchar que no hay un "perfil" para el maltratador, pero esto no puede ocultar ni volver anónimos a los responsables del maltrato. Hay una suerte de génesis en cada uno de esos asesinatos, punta de un iceberg que, bajo su línea de flotación, esconde una cadena de episodios entretejidos, de precedentes que toman forma en el primer menoscabo, en cada ninguneo, en los golpes horizontales  que recibe la carne que menos sangra. No habrá un perfil  para el ejecutor, pero cada síntoma se reproduce como un siniestro mantra, como una sucesión de hechos sumisos a un guión. No conozco a ninguna víctima espontánea, todas han recorrido estaciones y  apeaderos hasta llegar a la vía muerta del desenlace.
No podemos viajar en paralelo, debemos ser geométricamente “secantes”; cortar, interferir, romper la tendencia, cada cual desde su entorno, manejando sus posibilidades. Es una interacción bidireccional ellas-nosotros, nosotros ellas. Como digo en la cabecera de esta página “ellas solas no pueden” y nosotros sin ellas tampoco. Que nadie minusvalore el más pequeño gesto, las acciones heroicas cuántas veces se visten con la humildad del detalle: Desaprobar públicamente el chiste machista en un pequeño corro de amigos, no permitir en nuestra presencia comentarios que sean vejatorios o comprensivos con la violencia, alcanzan fácilmente la órbita del “efecto mariposa” aunque no podamos constatarlo dentro de un espacio o tiempo inmediato. Estar atentos a cualquier indicio que nos alerte que el proceso se inició, que una compañera, familiar, amiga permanece en un tren a punto de descarrilar sin que conozca dónde está la anilla de la alarma, es sin duda una herramienta tan válida como parar el golpe vertical, la bala con el propio cuerpo.
Quiero agradecer personalmente a tod@s los que colaboran en esta página de forma puntual o reiterada, l@s autor@as que con sus creaciones están diciendo a todas esas mujeres: “No estáis solas”. Antes de escribir cada uno de los nombres que al día de hoy están involucrados en este proyecto, quiero anunciaros la próxima creación de un canal de radio “online” desde esta página, que se emitirá con periodicidad semanal  y para el cual, desde ya, os pido vuestra colaboración. Aunque no soy muy amigo de las redes sociales, este programa podrá ser seguido desde twitter y facebook por tratar de darle la mayor cobertura posible.
Sin más  y de todo corazón, gracias a tod@s por vuestro compromiso en esta lucha.
Gracias a:
















































































Posted on 16:53 by Julio Obeso González and filed under | 8 Comments »

8 comentarios:

Minuet dijo... @ 14 de diciembre de 2010, 0:13

Lo primero gracias a todos por vuestra labor..no es fácil, no lo es...

No sé a quien acudir, he intentado acudir a amigos, cercanos -prejuzgan, juzgan e incluso se alejan-, tengo un amigo, con mayúsculas, lejano, no vive en España, Dios sabe que he intentado hablar con él, pero no está pasando por un buen momento personal, laboral, en fin el trajín y ajetreo de todos... con el día de hoy son cinco días los que llevo intentando gritar..y no he podido.. mi madre, mi madre (duele solo escribirlo), está sufriendo maltratos físicos, y se ha venido a vivir conmigo, .. soy médico, e hice de forma autómata, robótica los pasos que debo hacer.. acudí al domicilio, tras la llamada de mi madre, no la dejé asearse, la lleve a el hospital donde trabajo, se abrieron parte de lesiones y se llamo a la unidad de ayuda especial para el violencia de genero (son mujeres todas las q vinieron, eso dió tranquilidad a mi madre), que se llevaron a mi madre a un lugar seguro para ella.
Pasaron tres días hasta q pudo volver a venir a mi casa, tres días, en los que estuve de papeleos, de orden de alejamiento..y en este tiempo, yo, a mi...(duele menos escribirlo que lo de mi madre), mi padre me dio dos palizas en la que no me comporté como una autómata, ni hice lo que había y sabía que había que hacer..llegue a casa, me duché, e que nadie notase nada con maquillaje, dije que había resbalado por el hielo de la calle...intenté conectarme para hablar con mi amigo, ..allí estaba, dolorida, esperando a que sonase el sonido del chat conectado, no sonó, no escribí email, no quise alarmar, no hable con nadie, ni con mi madre de ello, ..mi circulo consistió en volver a intentar conectarme, a no oír el sonido de conexión del chat, y a estar abstraída frente a esa pantalla..ayer, colmando su paciencia al ver trecientos mil mensajes en su bandeja de entrada de "SOS por favor conectate", mi amigo me dijo que le asfixiaba y que no volviese a escribirle, no comprendía el motivo de mis miedos descomunales para cualquiera q no se lo expliques, y no lo hice, no lo expliqué,.. sin poder explicar nada, quizás hoy por eso acudo a vosotros.. no requiero contestación, sólo quería sacarlo de dentro y deciros que, por fin, escribiendo esto a vosotros, he podido llorar.
A todas las mujeres que os pase esto, por favor no calléis, es mas duro lo que guardáis día tras día, hora tras hora, perder amigos, comportamientos extraños que nadie entiende...duele mas q la paliza en si..y no penséis que la cobardía, el miedo, el no saber que hacer, tiene que ver con clases sociales, con cultura, con inteligencia..no soy médico..y miradme...

Muchas gracias por vuestra labor y por escuchame

Julio Obeso González dijo... @ 14 de diciembre de 2010, 2:21

No sé tu verdadero nombre, te llamaré pues Minuet.
Minuet: No estás sola. Que la respuesta haya sido distinta cuando la víctima era tu madre, o cuando se materializó en ti la violencia, me dice que a pesar de todo te consideras una persona fuerte, capaz de cargar con los que otros no pueden. Pero cada cual tiene un límite, un punto débil y las circunstancias sólo hacen amplificar la tragedia, el daño.
Ignoro cuál es tu ubicación física, si te pones en contacto conmigo a través de este email: julio.obeso.gonzalez@gmail.com ; podré orientarte sobre las distintas entidades que pueden servirte de ayuda en tu zona; aunque ahora, posiblemente lo que más necesites sean certezas, calor humano. Para lo que quieras me tienes a tu disposición.
Escríbeme, por favor, no dejes de hacerlo; si ahora por cualquier motivo no tienes a quién recurrir, al menos yo prometo escucharte.
Un abrazo muy fuerte: ¡Ánimo!
Julio Obesso

Minuet dijo... @ 15 de diciembre de 2010, 0:59

Muchas gracias Julio.. mi madre está bien, segura al menos, yo he seguido mi ritmo de trabajo, prefiero no pensar, no parar y existe una orden de alejamiento... Lo peor de todo es que siendo médico como soy, y sabiendo que debo hacer, yo misma he mandado por desgracia casos así, y he esperado a que venga la policía especial de paisano, mujeres siempre que son encantadoras, las veces que he tratado con ellas, y no me pude ni defender, ni mover un dedo, no supe reaccionar. No me culpo, pero si me siento decepcionada de mi, aunque al mismo tiempo me sirve para saber que necesito ayuda, que no soy superwoman y que esto, insisto, nos puede pasar a tod@s..

Estoy hablando del tema, con mis compañeros (para mas inri, soy psiquiatra) y entre todos, lo intentaremos, ir erosionando hasta que la gran piedra se vuelva un canto de río.
Mi madre me preocupa mucho mas que yo..mucho mas..

Gracias de nuevo, he visto que te has apuntado a mi blog, cosa que me hace sentirme mas tranquila, no sé, estás ahi, y tengo tu email...

Gracias, y por favor, no estoy sola, ya sabes esa frase de que uno puede sentirse solo aún estando rodeado de una multitud, pero eso es algo que yo eligo, bueno elegía, ahora, no lo hago....

Mil gracias y un abrazo enorme.
Enhorabuena por vuestro trabao y por esta página...

Mayte Sánchez Sempere dijo... @ 15 de diciembre de 2010, 4:10

Minuet, si necesitas más desahogo, puedes contar conmigo. Por desgracia no tengo claves ni soluciones para este tipo de cosas, pero creo que el acompañamiento, el hacer sentir a quienes pasan / pasáis por este tipo de cosas, es también muy importante.

Si quieres puedes contactar conmigo a través del correo MayteSanSem@gmail.com

Un abrazo y mucha fuerza.

Minuet dijo... @ 15 de diciembre de 2010, 4:18

Muchas gracias Maite, me apunto tu correo, y ... no sé que decír (últimamente o hablo mucho y poco interesante o no me salen las palabras).. salvo deciros que , sois excelentes...

MUCHAS GRACIAS POR ESTE APOYO QUE JAMAS PENSÉ QUE SERÍA TAN IMPORTANTE Y TAN VERDADERO, TAN DE CORAZÓN...

Un fuerte abrazo

Minerva dijo... @ 15 de diciembre de 2010, 12:41

Hola Minuet, sé que probablemente no necesites ahora mismo el testimonio de alguien que sabe de que estás hablando. No te explicaré, a no ser que quieras saber. Pero quiero que sepas que estoy aquí para lo que pueda ofrecerte, escríbeme siempre que necesites apoyo.

vidaesomni@gmail.com

Allí estaré. Un abrazo.

Minuet dijo... @ 17 de diciembre de 2010, 10:03

gracias Minerva, y si , si necesito apoyos.. sé que estais ahi, gracias

Sinda Miranda dijo... @ 24 de marzo de 2011, 17:59

Gracias a vos Julio, por crear este blog. Besitos. TQM

Publicar un comentario